www.seme.org

Hola visitante. Estás en el Área de La SEME

En todo el sitio web
Sólo en noticias de actualidad

¿Por qué algunas personas parecen más jóvenes de lo que son? El gen matusalén es la clave

2 de Marzo de 2018
urbantecno.com

La genética es un campo tan complejo como necesario de conocer. Los investigadores trabajan cada día para descubrir los entresijos de esta parte de la biología encargada de regular los genes y sus mecanismos. En este sentido, resulta muy útil emplearla para entender cómo envejece nuestro organismo y conocer los motivos por los que, por ejemplo, algunas personas parecen más jóvenes de lo que son.

Seguramente tú también te hayas preguntado alguna vez por qué ocurre algo así. Pues bien, la respuesta podría estar en la presencia de un único gen, conocido como el "gen matusalén". Sí, esta podría ser la verdadera fuente de la eterna juventud, cuya búsqueda interesa de forma especial a los investigadores.

Es evidente que el ejercicio y una buena dieta son grandes aliados para retrasar el envejecimiento, pero, no nos engañemos, las arrugas y los achaques siempre acaban llegando, ¿o no? Descubramos en qué consiste el misterioso "gen Matusalén".

¿Qué es el "gen Matusalén"?

De acuerdo a un estudio realizado por la Universidad de Harvard, la presencia del gen Matusalén explicaría la causa por la que algunas personas parecen más jóvenes de lo que son. Los encargados de la investigación, realizada en colaboración con 23andMe y Olay, analizaron a un grupo de veinte mujeres en diferentes etapas de su vida, desde los veinte hasta los setenta años.

Fue así como descubrieron que todas aquellas que poseían una apariencia más joven compartían una misma característica: la presencia del gen Matusalén. Este gen, según ha trascendido, posee la capacidad de generar protección contra el envejecimiento, contra los efectos negativos del tabaco e incluso de abusar de alimentos procesados. De la misma forma, las personas que lo poseen son menos susceptibles de contraer enfermedades vinculadas a la edad como la diabetes o dolencias cardíacas.

Según informa Ideal, solo una quinta parte de los estadounidenses negros y solo uno de cada diez estadounidenses blancos lo tienen. Alexa Kimball, dermatóloga y directora del proyecto, asegura que existen más de 2.000 genes que pueden retrasar el envejecimiento, entre los cuales destaca, como decíamos, el gen Matusalén.

Un estudio de DeCode Generics ya habló de él

Pese a la relevancia de este último estudio, no es la primera vez que se habla del gen Matusalén. En concreto, hablamos de una investigación impulsada en 2002 por la empresa de biotecnología DeCode Generics, en Islandia. Entonces, ya pudieron demostrar la relación entre el gen Matusalén y la longevidad.

Para ello, registraron los nacimientos y muertes en Islandia, y analizaron la sangre de los ciudadanos con el objetivo de hallar los factores que permiten vivir a algunas personas más de noventa años. Sorprendentemente, según informó Clarín, todas ellas eran poseedoras del gen Matusalén.

Kari Stefansson, directora de DeCode Genetics, aseguró en 2002 que les sorprendió descubrir cómo la longevidad parecía actuar "como si la confiriera un solo gen": "De alguna manera, este gen produce una proteína que contribuye a que la gente sea muy longeva". Con todo, Stefansson recordó que este gen no otorga inmortalidad, sino que retrasa el envejecimiento cuando su poseedor llega a la edad en que puede aprovechar sus bondades.

La Universidad de Leiden concluye que solo 1 de cada 10.000 personas lo porta

La bióloga Eline Slagboom, de la Universidad de Leiden, es la autora de una de las principales de investigaciones en materia de longevidad. Tal y como cuenta RTVE, Slagboom concluye que el gen Matusalén impide que las enfermedades propias de la vejez se activen. Por tanto, fumar, realizar poco ejercicio o no comer de forma saludable no tiene consecuencias graves en las personas que lo portan.

Solo una de cada 10.000 personas lo tiene, y los afortunados cuentan con otras muchas ventajas. Por ejemplo, su piel envejece mucho más despacio.

¿Cómo influyen los genes en nuestra vida?

Según podemos leer en La Información, los genes influyen de forma directa en nuestra personalidad, predisposición a padecer enfermedades e incluso en nuestra esperanza de vida. De hecho, es la explicación a problemas tan comunes como la calvicie. Antonio López, doctor en Bioquímica y Biología Molecular, recuerda cómo estos aspectos inciden también en nuestras relaciones o nuestro trabajo.

De la misma manera, el profesor Nathan Gillespie, del Instituto de Investigaciones Médicas de Queensland de Australia, sostiene que los genes influyen hasta en un 60% en nuestra personalidad.

Ya existen intentos por alargar la vida

Teniendo en cuenta el rápido avance de los estudios en materia genética, no es de extrañar que los investigadores se hayan propuesto aplicar sus conocimientos a la modificación del tiempo de vida o a retrasar el envejecimiento. A este respecto, ya se han realizado los primeros avances gracias a experimentos con animales.

La "mosca Matusalén", capaz de vivir mucho más tiempo

Como podemos leer en Europa Press, un grupo de investigadores de la Universidad de Berna consiguió alargar la esperanza de vida de un grupo de moscas activando un gen que destruye las células enfermas. Eduardo Moreno, líder del proyecto, explica que "durante el envejecimiento las células acumulan errores aleatorios debido al estrés o efectos externos como la luz ultravioleta del sol".

A fin de probar dicha teoría, los investigadores optaron por utilizar un grupo de las llamadas moscas del vinagre, de nombre científico Drosophila melanoganster. El equipo de Moreno se propuso identificar las células más saludables y, en el camino, descubrieron el gen Ahuizotl (azot), que se activa en las células menos sanas para proteger la salud de nuestros órganos.

Introduciendo una copia extra de este gen lograron eliminar células dañadas y evitar así problemas relacionados con el envejecimiento. El resultado fue que las moscas vivieron entre un 50 y un 60% más que las moscas normales. El descubrimiento sugiere que la selección de células sanas en seres humanos podría ser utilizada en el futuro para luchar contra la longevidad y ciertas enfermedades.

Investigadores consiguen devolver su juventud a ratones

En la misma línea, un equipo de investigadores españoles ha logrado alargar la vida de un grupo de ratones hasta siete meses (algo realmente importante teniendo en cuenta que la vida de un ratón no suele pasar de los veintiocho meses). En declaraciones a Antena 3, la investigadora María Blasco sostiene que han podido retrasar patologías como el cáncer, con lo que "los ratones viven hasta un 50% más".

Blasco, directora del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas, encontró mientras investigaba sobre la curación de tumores que una encima alargaba la juventud de los ratones: "Las patologías se retrasan y los ratones viven mucho más porque están jóvenes durante más tiempo".

El también investigador Juan Carlos Izpisúa consiguió devolver la juventud a un roedor reprogramando su ADN y eliminando las marcas que señalaban el envejecimiento de su organismo. Dicho de otra manera, logró rejuvenecer sus células para aumentar en un 40% su esperanza de vida.

Los investigadores ya incluso plantean trabajar en la creación de fármacos que alarguen la vida y retrasen los síntomas del envejecimiento, pero, por ahora, parece que solo los privilegiados dotados con el gen Matusalén podrán escapar al irremediable paso del tiempo.

Copyright 2018 © S.E.M.E.
Sociedad Española de Medicina Estética
Aviso legal · Privacidad · Cookies
Desarrollo web: Sergiodelgado.net