www.seme.org

Hola visitante. Estás en el Área de La SEME

En todo el sitio web
Sólo en noticias de actualidad

La medicina para sentirse bien

17 de Febrero de 2017
MalagaHoy.es

Los médicos estéticos reconocen que no ofrecen un artículo de primera necesidad, pero reivindican su papel de cara a lograr el bienestar de las personas que tratan. "La medicina estética no es para ser más guapa, sino para sentirse mejor", explica el vocal de la Sociedad Española de Medicina Estética (SEME), Juan Antonio López. Casi 2.000 facultativos especializados en este campo se reúnen hasta mañana en Málaga. Analizan los últimos avances en este ámbito sanitario. Ácido hialurónico inyectable para mejorar el aspecto del rostro, tratamientos no invasivos para combatir la celulitis en los glúteos, técnicas de rejuvenecimiento genital femenino y masculino, hilos de tracción para lifting facial sin cirugía o láser para quitar años a la piel.

Los profesionales rechazan que se les vea como el ala frívola de la Medicina y recuerdan el bienestar que aportan a las personas al mejorar su aspecto físico. Incluso destacan actuaciones en aspectos muy sensibles de sus usuarios: por ejemplo, los tratamientos para atajar la alopecia en pacientes que han pasado por radioterapia o para mejorar la piel en personas con procesos oncológicos. López explicaba el caso de mujeres con mucho pecho a las que el sudor les provoca hongos en el surco submamario. Unas infecciones que se combaten inyectando toxina botulínica en la zona para impedir la sudoración. Así, a su vez, se evitan los hongos. "La medicina estética mejora la calidad de vida", explicaba el facultativo.

En la provincia existen unos 220 médicos estéticos. Este área de la medicina se circunscribe a la sanidad privada. Los precios de los tratamientos son muy variados porque van desde una depilación por láser hasta un lifting facial sin cirugía.

Pero López advierte que los usuarios deben desconfiar de las ofertas extremadamente baratas. Por ejemplo apuntó que sólo el vial de toxina bolutínica para un tratamiento cuesta 115 euros. Si a éste se le suman los demás costes y el IVA, estimó que como poco en el mercado no puede costar menos de 300 euros.

Desde la SEME se advierte del intrusismo que existe en el sector. Este ámbito asistencial exige la titulación de medicina y un máster posterior que se ofrece en una decena de universidades. Hay otorrinolaringólogos, ginecólogos, dermatólogos, facultativos de familia y cirujanos maxilofaciales dedicados a la Medicina Estética. Cuando los tratamientos ya son quirúrgicos corresponden a los cirujanos plásticos, estéticos y reparadores. La Medicina Estética gana cada vez más terreno debido al avance de tratamientos no invasivos. La crisis le ha hecho algo de mella debido a que no ofrece un artículo de primera necesidad. Pero poco a poco empieza a remontar. En los años 2012 y 2013 bajó la facturación del sector, pero en 2014 ya comenzó a levantar.

Según datos de la SEME, por centro de media en España la facturación anual fue de 366.000 euros en 2015. La cifra indica una recuperación ya que en 2011 fue de 299.000. La demanda de la Medicina Estética es mayoritariamente femenina en una proporción de siete a tres en relación con la masculina. Pero aumentan progresivamente los usuarios masculinos.

El congreso de la SEME fue inaugurado ayer. Es el cuarto que de esta sociedad que se celebra en Málaga. Durante su apertura, el alcalde, Francisco de la Torre, resaltó que Málaga ocupa el sexto lugar en turismo de salud en la Unión Europea. El regidor destacó que este sector crea "empleo y riqueza" y que Málaga tiene mucho camino para seguir creciendo en este campo.

Registro contra el intrusismo

El Ministerio de Sanidad trabaja en un Registro Estatal de Profesionales Sanitarios. El objetivo es elaborar un censo de las 23 profesiones de este ámbito para dar seguridad a los pacientes y acabar con el intrusismo. El director general de Ordenación Profesional del Ministerio, Carlos Moreno, estimó ayer en el acto inaugural de la SEME que el proyecto podría ser una realidad dentro de un año. El registro recogería nombre, titulación, formación e incluso sanciones de los profesionales sanitarios y tendría un apartado público que podría ser consultado por cualquier usuario. Moreno aclaró que no habrá MIR (residencia) para Medicina Estética, pero sí un diploma de acreditación o acreditación avanzada. La iniciativa ya está en marcha y podría entrar en funcionamiento también dentro de un año. La primera acreditación que ya está en trámite es la de Cuidados Paliativos. La certificación corresponderá a las comunidades autónomas. También es una medida que permitirá combatir el intrusismo.

Copyright 2017 © S.E.M.E.
Sociedad Española de Medicina Estética
Aviso legal
Desarrollo web: Sergiodelgado.net